info@lainter.edu.mx (222) 242 47 00 22 24 86 60 43

Trabajo sostenible: el momento de la verdad

Universidad Interamericana > Blog > Trabajo sostenible: el momento de la verdad

Ahora o nunca. Ha llegado el momento de que se sepa: quién se lo cree (“las personas son nuestro mejor activo“) y quién va de farol (y tendrá un coste). Ojalá tú (y tu empresa) seáis de los que se lo creen.

Los que se creen que las personas son su mejor activo (y de hecho saben que las empresas están hechas por personas y para personas) ahora buscarán el modo de que sea real que se trabaje en remoto. ¿Cuánto? No lo sé. Depende. De lo que quiera la persona. De lo que necesite el cliente. De las condiciones que tenga la persona para trabajar en remoto desde casa. Del apoyo que pueda/quiera dar la empresa para acceder a terceros espacios (aka coworkings).

No alt text provided for this image

Por si te da una pista: solo el 4% quiere no trabajar en remoto nuncaY solo el 12% quiere trabajar en remoto siempre (…no te precocupes: estos son los “freelance” que ofrecen sus servicios en plataformas de valor añadido).

Pero te voy a contar un secreto… y espero que me hagas de altavoz: El deseo de trabajar en remoto no depende de la edad. ¿QUÉ? lo que oyes… no depende de la edad.

No alt text provided for this image

Y eso es contraintuitivo. Ya lo sé. Es lo que pasa cuando le preguntas a las personas: que te lo dicen. Y a veces te dicen cosas que no esperabas. Y en este caso: si miras detenidamente verás que los de 50 a 60 años de edad, son un porcentage ligeramente mayor de trabajar 3, 4 o 5 días (57%) que los de 20 a 30 años de edad (51%). Pues ya ves. Hay que preguntar.

En fin, que ha llegado el momento de buscar el modo más sotenible para trabajar. Y este incluirá trabajo en remoto y presencial. El remoto: no necesariamente desde casa. El presencial: desde oficinas adaptadas a las nuevas necesidades – de interrelacion, de creacion, de reuniones, etc. Remoto y presencial. Porque somos personas y, por tanto, relacionales. De piel, de abrazo, de contacto. Porque cuatro ojos ven más que dos y puestos a crear lo hacemos de modo que ninguno de los presentes sea capaz de saber cómo surgió: el encanto de las sinergias. ¿Pueden las sinergias ocurrir en remoto? Sí, pero sin duda se benefician mucho de la combinación con la presencialidad. El nivel de conexión de intercambio y de confianza da un salto espectacular cuando esa combinación se hace adecuadamente. Desde estas líneas, te animo a probarlo.

¿Quieres saber (mucho) más? https://mireialasheras.com/research-reports/teletrabajo/

#wellworking #Teletrabajo

No alt text provided for this image

Leave a Reply